Buscar
  • Escapa2

'The Temple Box', The Box (Diciembre 2018, Madrid)

Actualizado: 22 de ene de 2020

Un legendario tesoro de la antigua civilización Maya te espera en el corazón de una de las selvas más peligrosas del mundo. ¿Seréis capaces de haceros con él burlando todas las maldiciones?



  • Nombre de la empresa: The Box

  • Nombre de la sala: The Temple Box

  • Número de jugadores: 3-6 personas (sin opción a combate)

  • Precio: 60-84€ por sala (en función del número de jugadores)

  • Duración: 60 minutos


Hacía mucho tiempo que Fer y yo comentábamos las ganas que teníamos de volver a The Box para probar la última de sus salas, The Temple Box. Nos habían dicho que daba un salto hacia la generación 2.0 respecto a sus salas anteriores y que en ella podríamos disfrutar de una ambientación mucho más elaborada así como de juegos mayoritariamente mecánicos. Además, dado que The Box es uno de los socios participantes en el Escape Game Pass (en el cual nos iniciamos tratando de escapar del Castillo Sant'Angelo de Komnata Quest), sería una buena oportunidad para tratar de conseguir nuevos puntos para el campeonato.


Al ser una sala en la que tres es el número mínimo de jugadores, pedimos refuerzos para la misión. Dicho y hecho, cual superhéroe que acude al rescate de Gotham al ver la Batseñal dibujada en el cielo, Nando, de Escapar quiero escapar, no tardó en ofrecernos su ayuda. Por desgracia, un problema de última hora hizo que Fer tuviera que cancelar su viaje a la selva Maya, por lo que el tercer integrante de la cuadrilla sería finalmente mi novio Paco.


La reserva


Se lleva a cabo a través de la página web, a la que merece la pena que echéis un ojo para ver las diferentes ofertas que tienen: podréis jugar con un 10% de descuento si reserváis de lunes a jueves o con un 20% de descuento en la segunda sala si jugáis dos el mismo día. A la hora de realizar la reserva podréis elegir entre dos niveles de dificultad (80% y 90%) según lo que mejor se adapte a vuestro equipo y no será necesario que abonéis ninguna cantidad inicial, ya que el total del importe se pagará en el local una vez finalizado el juego.


Local, historia y objetivo


El local se encuentra en un edificio situado en pleno barrio de Trafalgar, siendo Alonso Martínez (Líneas 4, 5 y 10) la parada de metro más cercana. Tras aparcar en un parking cercano, fuimos andando hasta el portal en el cual se encuentra The Box, donde ya nos estaba esperando Nando. Subimos juntos las escaleras y llamamos al timbre. Al otro lado de la puerta nos esperaba Teresa, quien sería nuestra Game Master aquella tarde o, mejor dicho, nuestra Craft Game Master, ya que fue una de las asistentes al curso Craft Master Certificate que los chicos de Plastic Robot impartieron en Madrid unas semanas antes y sobre el que ya os contamos todo en reseñas anteriores.


Tras ponernos al día, Teresa nos condujo hasta la antesala dedicada exclusivamente para el pre-game de The Temple Box. ¡Menuda sorpresa nos llevamos!. La experiencia no había hecho nada más que empezar y ya podía notarse la diferencia en cuanto al cuidado en los detalles y en la inmersión respecto a sus dos primeras salas. Guardamos nuestros objetos personales en las taquillas y Teresa, ya convertida en nuestra piloto, nos dio todas las instrucciones que necesitaríamos para aquel viaje: En unos minutos pondremos rumbo hacia una de las selvas mas misteriosas del planeta, en cuyo corazón habitó la civilización maya hace miles de años. Numerosos investigadores, entre los que nos incluimos, han tratado de entender la forma de vida de este antiguo pueblo y resolver las numerosas leyendas que giran en torno a él. Por fin, nuestra investigación ha dado sus frutos y gracias a las notas que llevamos años recopilando todo apunta a que seremos capaces de encontrar un tesoro maya de valor incalculable escondido en uno de sus templos. Eso sí, tendremos que ser rápidos, pues el avión solo podrá esperarnos una hora y de nosotros dependerá volver a casa con las manos vacías o llenas de riquezas .


Con la mente ya puesta en el tentador tesoro que nos esperaba, Teresa fue la encargada de recordarnos que, para encontrarlo, deberíamos seguir algunas normas y que no todo estaba permitido. Personalmente, me gustó mucho la manera en la que la Game Master se metió en su papel durante todo el pre-game, consiguiendo un gran resultado al integrar las reglas e instrucciones de seguridad dentro de la propia historia, lo que sin duda aumenta la inmersión y hace que el jugador se sienta en todo momento protagonista de su propia aventura.


Ambientación y juegos


Teresa no pudo ser más precisa al aterrizar, ya que nos dejó en plena selva a las puertas del misterioso templo maya. Parecía claro que nuestra primera misión consistiría en conseguir acceder a su interior, por lo que nos dividimos y, mientras Paco y Nando buscaban pistas por la selva que nos ayudaran a conseguir dicho objetivo, yo me centré en estudiar un elemento en particular sobre el que pronto descubrí que sería el elemento conductor a lo largo de la sala y nuestro mejor aliado a la hora de resolver los enigmas que se nos planteasen. ¡Ya no me separaría de él ni un minuto!


En cuanto a los enigmas que nos fuimos encontrando, destacaban principalmente los de tipo mecánico, aunque tampoco nos libramos de algún que otro candado. Los juegos están perfectamente integrados con la temática de la sala y para resolver muchos de ellos será necesario emplear algunos de los objetos que con toda seguridad un aventurero llevaría en su mochila como parte de su kit básico de viaje. Estos juegos fueron sin duda los más originales y aunque uno de ellos se nos resistió bastante, fue divertido volver a utilizar un objeto que ninguno de nosotros había tenido entre manos en muchos años.


Si con la mecanización de muchos de los juegos han conseguido dar un salto generacional respecto a sus salas anteriores, con la ambientación de la sala ocurre algo similar, ya que tanto su calidad como su inmersión supone un gran avance respecto a lo que ya conocíamos en The Box y, sin lugar a dudas, consiguen transportarte a la selva y, especialmente, a un templo maya. El único momento en el que sentimos que esto no era así fue al acceder a una determinada zona de la sala que no contaba con ambientación. Dado que en esa zona en concreto el jugador necesita estar muy poco tiempo y apenas hay interactuación, creemos que podría rediseñarse de manera que lo que ocurre en esa zona se desarrolle en otra parte más ambientada e inmersiva.


The Temple Box tiene un tamaño relativamente pequeño en comparación a la mayoría de salas y, aunque esto no juega en contra del número de enigmas que encontraréis en ella, hace que sea más adecuada para grupos pequeños. Teniendo en cuenta que la complejidad de los enigmas tampoco es elevada, creemos que es ideal para grupos de tres personas con experiencia o para grupos de cuatro personas más novatos. No recomendamos grupos mucho más grandes, ya que tanto por espacio como por número de juegos que resolver al mismo tiempo, sería muy probable que siempre hubiese alguien de brazos cruzados.


¿Lo conseguimos?

Quizá porque ese día estábamos especialmente inspirados o porque dentro de nosotros se esconde un pequeño Sr. Burns que al oir hablar de oro se le agudizan los sentidos, conseguimos hacernos con el tesoro en uno de los mejores tiempos hasta el momento y conseguir la máxima puntuación en la sala. Eso sí, con las prisas se nos olvidaron algunas de las indicaciones que Teresa nos había dado al principio y acabamos un poco... como decirlo... ¿malditos?


¿Estos chicos son escapistas o colaboradores de Frank de la Jungla?

Valoración y puntuaciones


- A destacar: Introducción inicial y ambientación que ayudan a una buena experiencia inmersiva. Juegos mecánicos bien integrados en la sala y uso de los objetos más característicos cuando uno piensa en una aventura de este tipo. Excelente trato por parte del Game Master en todo momento.


- A mejorar: La inmersión y decoración en una de las zonas o rediseño de algunos elementos para que no sea necesario utilizar dicha localización. Aprovechar mejor el espacio que hay en la primera sala, ya que no cuenta con demasiados elementos y podría mejorarse de esa forma su ambientación o aumentar el número de juegos.




Opiniones de otros jugadores: TripAdvisor



Datos de contacto:


Calle Covarrubias 22 2º izda., 28010 Madrid

910 34 09 63 / 685 82 67 33

info@escapethebox.es

134 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now