Buscar
  • Escapa2

'Hotel Hello', Wayout (Mayo 2019, Pamplona)

Actualizado: 22 de ene de 2020

Bienvenidos al Hotel Hello, donde todo está listo para que los visitantes disfruten al máximo de su estancia. Es el plan perfecto: venid y desconectad de la rutina. ¿Qué podría salir mal?



  • Nombre de la empresa: Wayout

  • Nombre de la sala: Hotel Hello

  • Número de jugadores: 2-6 personas (sin opción a combate)

  • Precio: 60-90€ por sala

  • Duración: 75 minutos


Nuestro paso por Bilbao había sido más que intenso tras adentrarnos en el interior del Templo de Chaak para recuperar el poderoso talismán del Rey Thases e infiltrarnos en el complejo Omega Corp de Dino Rising para reestablecer el orden. Tantas emociones y aventuras nos habían dejado agotados, por lo que decidimos buscar alojamiento para descansar antes de continuar nuestra ruta por el norte.


Así fue como dimos con el Hotel Hello, situado en la ciudad de Pamplona. Su carta de presentación aseguraba que los dueños y trabajadores se esfuerzan a diario para asegurar que todo esté siempre perfecto y que los visitantes disfruten de la mejor estancia posible. Con esta información digna de ocupar los mejores puestos en el ránking de Tripadvisor, no lo dudamos y reservamos nuestra estancia, ya que como ellos mismos dicen en su página web, ¿qué podría salir mal?


La reserva


La reserva para el Hotel Hello la podréis realizar a través de su página web, donde será necesario indicar la fecha y hora de vuestra llegada, así como el número de huéspedes. En el momento de hacer la reserva será necesario que abonéis el importe total de vuestra estancia, pero no os preocupéis si hay algún contratiempo de última hora, ya que aunque no se admiten cancelaciones, el servicio del hotel no dudará en cambiar vuestra visita para otro día siempre y cuando les aviséis con al menos 48 horas de antelación.


Local, historia y objetivo


El Hotel Hello se encuentra a las afueras del casco histórico (al que podréis llegar tras un agradable paseo de 20 minutos), justo detrás de la famosa ciudadela de Pamplona. En nuestro caso fuimos directamente en coche, todo un acierto, ya que había multitud de sitios vacíos. La fachada del hotel no se encuentra en plena calle, sino orientada hacia una pequeña urbanización anterior. Aunque su visibilidad no es demasiado buena, tardamos poco tiempo en encontrarla, por lo que, una vez llegada la hora de nuestro check-in, llamamos al timbre dispuestos a disfrutar por fin de nuestro merecido descanso.


Tras abrirse la puerta, pasamos al interior y llegamos a la recepción, la cual está magníficamente decorada. Allí nos estaba esperando uno de sus dueños para darnos una educada bienvenida y asegurarse de que nos poníamos cómodos. Nos indicó que podríamos contar con él para cualquier duda o problema que surgiera durante nuestra estancia y pasó a contarnos algunos detalles sobre las normas del hotel y su historia: El Hotel Hello fue fundado por una madre de familia muchos años atrás y ahora, meses después de su fallecimiento, sus hijos y nuevos propietarios, con miedo de decepcionar a su difunta madre, han trabajado con mucho esfuerzo para honrar su memoria haciendo que cada pequeño detalle del hotel esté siempre perfecto. Su objetivo es que cada estancia sea inolvidable para cada uno de los huéspedes y para conseguirlo harán todo lo que sea necesario...


Finalmente, el director del hotel nos acompañó hasta nuestra habitación para que pudiéramos instalarnos y descansar.


Ambientación y juegos


La experiencia en Hotel Hello empieza en el mismo momento en que se deja atrás la calle y se cruza la puerta de entrada, ya que desde entonces todo lo que te rodea son espacios decorados según lo estaría un hotel de verdad. El nivel de ambientación es excelente, lleno de detalles que estaréis más que acostumbrados a ver cuando os alojáis en uno de ellos, con el añadido de que esta vez se trata de uno de época, lo que indudablemente aumenta su encanto (y, siendo sinceros, el mal rollo según qué momento). De hecho, lo que más nos gustó y sorprendió es el grandísimo tamaño de la sala y la variedad de espacios que se visitan, todos ellos perfectamente ambientados según su temática. Pero no adelantemos acontecimientos...


Volviendo a donde nos habíamos quedado, nos encontrábamos en nuestra habitación con la cama preparada y todo listo para echarnos un sueñecito reparador cuando empezamos a ser conscientes de algunos inconvenientes del hotel, seguramente debido a su antigüedad: luces que se apagan y se encienden, maderas que crujen, voces que susurran a nuestro alrededor... Espera, ¿voces que susurran a nuestro alrededor? No, eso no debería pasar aunque se trate de un hotel antiguo. Ay Dios... ¡Que estamos en un hotel encantado!


Una vez asumimos que nuestra estancia en el Hotel Hello no sería tan tranquila y relajante como esperábamos, empezamos a investigar qué es lo que había pasado entre aquellas cuatro paredes y cómo podíamos conseguir salir con vida de ellas. El hotel está lleno de enigmas predominantemente de tipo lógico, aunque en ciertos momentos también tuvimos que usar nuestro cuerpo o alguno de nuestros sentidos de manera muy original para poder continuar. Es más, todos coincidimos en que nuestro juego favorito fue uno en el que tuvimos que utilizar algo tan común como es la observación visual, pero de una manera diferente a la habitual y con un giro extra de dificultad. A lo largo de vuestro recorrido por las distintas estancias del hotel, encontraréis muchos juegos basados en la apertura de candados, pero también unos cuantos de carácter más mecánico que aportarán fluidez y momentos de sorpresa. Sin embargo, donde reside el punto fuerte de los enigmas de Hotel Hello es en lo estrechamente relacionados que se encuentran con la temática de la sala o, dicho de otra forma, con el lugar en el que se encuentran. Para resolverlos tendréis que interactuar con elementos que habéis visto una y otra vez las veces que hayáis estado en un hotel o con los servicios propios que se ofrecen en él.


La dificultad de los juegos no es excesivamente elevada, por lo que el tiempo total de 75 minutos se debe al gran número de juegos que os encontraréis en la sala (algo que nos quedó claro que les encanta por el norte), más que a la complejidad de los mismos. Esto hará que grupos de 3-4 personas con cierta experiencia en dividirse el trabajo y comunicarse se adapten perfectamente al juego y que parejas con un buen número de salas a sus espaldas encuentren en el Hotel Hello todo un reto para conseguir salir con vida.


¿Lo conseguimos?

Las extrañas presencias que había en el hotel no nos lo pusieron fácil en más de una ocasión (por no decir que nos tenían un poco acojonaditos), pero tras mucho correr y vivir algunos momentos de tensión y descoordinación dentro del equipo, finalmente pudimos averiguar los trapos sucios que tanto empeño habían puesto en esconder y salir de allí vivos y coleando .


Damos más miedo que las fotos colgadas en la pared....

A la salida pudimos hablar con Julen, nuestro Game Master, director del hotel y todo lo que sea necesario para hacer de vuestra estancia una experiencia inolvidable. Repasamos con él algunos de nuestros momentos favoritos y resolvimos algunas dudas, ya que tuvimos una partida un tanto extraña, resolviendo juegos casi por arte de magia (debido a la pura casualidad más que a un mal diseño de los mismos) o boicoteándonos a nosotros mismos de manera inconsciente para no ser capaces de ver el resultado de varios de ellos.


En resumen, hacer una visita a este curioso hotel es una parada obligatoria para todo buen escapista que se precie si pasáis por Pamplona ya que, aunque dentro no encontraréis mucho descanso, estamos seguros que os merecerá la pena.


Valoración y puntuaciones


- A destacar: El gran tamaño de la sala y la variedad de espacios que se visitan con temáticas completamente diferentes, manteniendo en todo momento una excelente ambientación. Relación de los juegos con la historia y temática. El trabajo del Game Master, tanto en el briefing como dando las pistas durante el juego.


- A mejorar: Para aumentar el abánico de público al que llegar, incluir la opción del nivel de "terror" deseado a la hora de hacer la reserva, ya que puede haber grupos que quieran menos tensión o grupos que busquen experiencias más extremas.




Opiniones de otros jugadores: TripAdvisor



Datos de contacto:


Calle Pintor Zubiri, 6, 31008 Pamplona, Navarra

948 22 81 73

reservas@wayout.es

112 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now